Gordon Brown y su abstracción de la realidad

Si se escuchan casi todos los dias que suceden atentados terroristas, perpetrados por islamistas en nombre del islam, algo tiene que ver con los musulmanes, no digo todos los musulmanes, pero si con los islamistas. Pero claro, si alguien no lo menciona el problema no existe y a la vez se evita tener que señalar a un enemigo, porque si hay un enemigo hay de quien defenderse. Gordo Brown, flamante Primer Ministro británico, va por el primer camino, el de la negación:

Gordon Brown le ha prohibido a sus ministros utilizar la palabra “musulmán” en conexión con la crisis de terrorismo. El Primer Ministro también ha dado instrucciones a su equipo -incluyendo a la nueva Secretaria de Interior Jacqui Smith – que la frase “guerra contra el terrorismo” no se utilice más.

Esta reorganización radical es parte de un nuevo intento  de mejorar las relaciones comunitarias y evitar ofender a los musulmanes, adoptando un tono de mayor “consenso” que el que existía bajo Tony Blair.

Gran Bretaña va por un buen camino:

Y los de arriba son solo dos ejemplos, ahora no se me ocurren mas.

Una respuesta

  1. Claro… parece que los ingleses no tienen miedo de herir las sensibilidades de los judíos británicos al negarse a enseñar algo tan básico y terrible como el Holocausto, sin embargo no tienen problemas en proscribir la palabra “musulmán” del lenguaje del terrorismo para evitar herir las sensibilidades de los musulmanes… (se llama racismo). La diferencia está en que no le tienen miedo a los judíos porque ellos no ponen bombas, mientras que los moros sí lo hacen.

    HIJOS DE PUTA!

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: