La utilizacion de los judios en la propaganda irani

Traducción del artículo de Karmel Melamed:

Durante los últimos tres o cuatro meses el regimen fundamentalista de Irán ha hecho todo lo posible para contrarrestar la publicidad negativa generada por su Presidente Mahmoud Ahmadinejad que reiteradamente negó el Holocausto y solicitó que Israel “sea borrada del mapa”. La manera mas efectiva que han encontrado para controlar este problema de imagen es mostrar a los judíos iranies y mostrar que el regimen “ama a los judíos” y es benevolente con ellos. La esperanza de los mullahs que tienen el verdadero poder en Iran es poder revertir la mala prensa que han estado teniendo como jihadistas antisemitas.

Como periodista que monitorea detalladamente las noticias relacionadas con la kehilá de Iran, no puedo hacer otra cosa mas que ver similitudes entre la propaganda que esta siendo escupida por el gobierno iraní y la propaganda nazi. Ambas brutales dictaduras que utilizan a los judíos en su propaganda para “mejorar” su imagen en el mundo y arrastrar la opinión publicoa de su lado. La constante creación de noticias por parte del regimen iraní y exponiendo a los judíos de Irán para mostrar que los judíos están “siendo tratados bien” haría que el Ministro de Propaganda de Hitler, Joseph Goebbels, este orgulloso! Capaz que el mejor ejemplo de la explotación nazi de los judíos para propósitos de propagana oucrrió en el campo de concentración “Theresienstadt” en junio de 1944. Los nazis permitieron que la Cruz Roja Internacional visite los campos para disipar el rumor sobre la Solución Final a la cuestión judía. Los nazis crearon falsos negocios y cafés en el campo para dar a entender que los judíos vivian en un relativo confort y los invitados de la Cruz Roja hasta disfrutaron de una opera cantada por niños durante su visita. El engaño fue tan exitoso que los nazis produjeron una pelicula de propaganda filmada en Theresienstadt para mostrar cuan bien los judíos habían vivido bajo la “benevolente” protección del Tercer Reich. Luego de filmar la pelicula, la mayoría de los actores, y hasta el director de la pelicula, fueron deportados a Auschwitz y asesinados. Muchos de los 80 mil judíos checos que murieron en el Holocausto fueron muertos en Theresienstadt.

La pelicula y golpe publicitario en Theresienstadt engaño a los medios y a la comunidad internacional haciendolos pensar que los nazis eran “amables” con los judíos. Similarmente hoy los medios están siendo engañados comprando los mensajes de la propaganda iraní que los judíos viven bajo la protección “benevolente” y libertad del regimen islámico totalitario iraní. La verdad sobre el asunto es que el regimen iraní y su policía secreta de matones tienen un estricto control sobre las actividades de la comunidad judía en Irán. Si los judíos se salen del libreto, afrontan serios peligros. Ese fue el caso cuando en el año 2000 13 judíos de la ciudad de Shiraz fueron aleatoriamente arrestados bajo cargos inventados de ser supuestos espias de Israel y Estados Unidos. Si los judíos y las minorías religiosas viven en esa supuesta “libertad” en Irán, entonces porque la constitución iraní claramente india que todos los no-musulmanes tienen un status inferior a los musulmanes? Porque las leyes iranies requieren que los no-musulmanes sean humillados y confinados para prevenir tomar alguna ventaja por sobre los musulmanes? El gobierno iraní se apura en dar a conocer el miembro judío en el Parlamento de Irán para demostrar que los judíos de Irán tienen una “representación justa”. Lo que la prensa masiva no se da cuenta es que los comentarios hechos por cualquier lider judío en Irán a los medios occidentales carece de credibilidad alguna ya que estos lideres han sido elegidos a dedo por el Ministerio de Inteligencia iraní para que repitan como loros lo que el regimen les dice. Cuando cualquier periodista va a Irán y habla con judíos, son presentados judíos que fueron elegidos a dedo y tienen un guión para seguir- tal cual como en el caso del film nazi en Theresienstadt. Lo que es aun mas indignante sobre la maquinaria de propaganda rani es que el regimen no le otorga visas a los periodistas que les disgusta el gobierno.

Social Bookmarks:

8 comentarios

  1. Sólo un necio no vería un engaño en esa propaganda. Eso sí, no creo (y espero no equivocarme) que haya algún medio medianamente serio que tome como verdad este tipo de “payasadas”. Muy peligrosas, pero payasadas al fin.
    Cuando se dice en el post “los medios están siendo engañados comprando los mensajes de la propaganda iraní que los judíos viven bajo la protección “benevolente” y libertad del regimen islámico totalitario iraní” creo que se está exagerando y que no se interprete como una minimización del hecho, sino como una exageración en cuanto a la reacción de los medios.
    La reacción general de los medios cuando Ajmadineyad se despachó con que en Irán no había homosexuales fue crítica y perplejidad. Perplejidad ante la ingenuidad del dictador que lo dice porque supone que alguien le cree.

    Voy a hacer una aclaración que puede ser innecesaria, pero prefiero abundar y no exponerme a preguntas que no llevan a nada:
    ¿Qué considero yo un medio “medianamente” serio? Es muy subjetivo, por supuesto. No incluiría un medio chavista o un panfleto de Quebracho en esta categoría. Tampoco a cualquier medio iraní controlado por la censura. Pero sí incluiría a un medio como Clarín. No creo que, con todo lo criticable que tiene, haya caído en esta “trampa”.
    Y una segunda aclaración que es otra perogrullada es que el conocimiento que yo pueda tener de los medios en el mundo es limitadísima (igual que en el caso de quien publica el post, por una cuestión lógica). En mi caso, me limito a medios argentinos, españoles y algunos latinoamericanos, norteamericanos y europeos.

    Insisto, ojalá no esté equivocado. Y si lo estoy, pido que alguien me diga qué medios fueron engañados por esa propaganda. Por supuesto, dejaría de estar en la categoría “medianamente serios”.

  2. No estoy tan seguro como para contestar con total certeza la pregunta de Petrus (al igual que él, no me conozco todos los medios de comunicación del mundo). Pero puedo suponer que aquellos medios engañados (voluntaria o involuntariamente) por la propaganda iraní y todo su sistema totalitario de censura, hayan sido los diarios españoles como “El País”, tal vez “El Mundo” y por supuesto el pro-islamista “20 minutos”. Un diario argentino que sirve a los intereses del régimen ayatolá es “Página 12” que, en su tremenda enfermedad anti-yanqui, se olvida de denunciar todas las atrocidades y violaciones a los derechos humanos que ocurre en Irán y todo el mundo islámico en general, además de justificar la pasividad ante las atrocidades de Irán bajo la excusa de que “eso le sirve a EE UU para invadir países” (afirmación ridícula, falsa e injustificable). Deben haber otros diarios, serios o no…

  3. Más que de medios engañados debería hablar de medios que se dejan engañar. No creo que Página 12 o Pedrito Brieger sean engañados por la propaganda iraní, lo que sí creo es que ellos la utilizan para justificar su antisemitismo. Entonces engañadores y engañados obtienen lo que quieren.

  4. Andrés, nos encontramos de nuevo, jaja. El País o 20 minutos pueden patinar o no con el tema de Oriente Medio, pero justamente a eso me refiero. Son dos de los medios a los que me referí en el comentario anterior cuando dije que criticaron ferozmente a Ahmadinejad cuando declaró en Estados Unidos que en Irán no había homosexuales. Sobre esta propaganda que se menciona en el blog, no encontré una línea en El País que presentara la situación del “buen trato” a los judíos en Irán como real. Tampoco en el 20 minutos.
    Que hay medios que se dejan engañar, como dice Fernando, o que directamente falsean la información, no tengo ninguna duda. Y, como estuvimos conversando en el “mini-debate” anterior, empujados lisa y llanamente por antisemitismo.
    Pero en este caso no hay medios medianamente serios que se hayan “dejado engañar”.
    Así como en el otro post dije “espero equivocarme”, ahora espero no equivocarme. Si alguien encuentra algo al respecto, sería bueno que deje el link. No es por desconfianza personal sino porque ya sabemos que éste es uno de esos temas en los que no podemos quedarnos con el “me dijeron que…”
    Por eso me gusta este blog. Ya saben que discrepo en muchas cosas, pero en la mayoría de los casos exponen documentos, pruebas. La interpretación de esas pruebas ya es otra cosa y de ahí la discrepancia -que jamás va a ser total porque sería un necio-.

    Ustedes me van a matar, che, encima que soy crítico me mando unos comentarios kilométricos.

  5. Nadie te va a matar Petrus, todo lo contrario. Tus comentarios son bastante esclarecedores en algunos aspectos. No se exactamente en qué medios de comunicación pensó Klovs cuando hizo este post. Yo cité a “El País”, “20minutos” y “Página 12” porque son precisamente de los diarios que más distorcionan la situación del Medio Oriente y presentan SIEMPRE a Israel como “el agresor” y a sus enemigos como “las pobres víctimas” (que de víctimas no tienen nada). Por todo eso es lógico suponer que esos diarios no se esfuercen mucho por resistir ante el discurso de la propaganda iraní acerca de “sus judíos”, aunque no tengo fuentes precisas para confirmarlo. Mejor que nada es preguntarle a Klovs. Un saludo.

  6. Andrés, gracias como siempre.
    Me parece bien, si Klovs aparece por este post quizás pueda precisar algún dato más. Claro que espero que no tenga ese dato, porque querría decir que hay ciertos límites que, al menos por el momento, no se traspasaron.

  7. La nota original que yo simplemente me limité a traducir esta acá:http://www.jewishjournal.com/iranianamericanjews/2007/10/iranian-mullahs-use-of-jews-for.html

    Supongo que no se refiere a que compraron la imagen iraní sino que son utiles al regimen al propagar esas imagenes, esto se nota mas en los medios americanos y europeos que le dan mas atención al tema.

  8. En eso estamos de acuerdo, así lo dije en mi primer comentario: “Sólo un necio no vería un engaño en esa propaganda”. Lo que me parece una exageración, y también lo señalé, es que en el post se asegure “los medios están siendo engañados comprando los mensajes de la propaganda…”
    No trato de minimizar nada, es simplemente una realidad. Andrés dice que, después de leer el post, puede sospechar de medios como El País. El País es muy crítico con la política israelí, eso es claro más allá de algunas editoriales aisladas en las que se da lugar a defensores de la misma. Pero eso no va en detrimento de las críticas a Ahmadinejad y no se ha comido los sapos propagandísticos de su régimen.
    Es solo un ejemplo, no pretendo ser abogado defensor de ningún medio.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: