Leccion

Luego de los ataques terroristas que dejaron 7 muertos y decenas de heridos en Israel (y luego de la respuesta eficaz del ejercito) se debate acerca de la responsabildad de las operaciones. ¿Fue la Jihad Islamica, Hamas o ambas?¿Al Qaeda? Nuevamente esto es sustituir lo secundario por lo fundamental: los cohetes y los asesinoas han salido desde Gaza y nadie puede ser tan idiota en creer que Hamas no autorizo (cuando no perpetro) los ataques. Es irrelevante. La leccion que nos deja esto una vez mas es que Hamas y paz con Israel son mutuamente excluyentes. Hamas es aliado de la ANP, y por transitividad la ANP y paz con Israel son mutuamente excluyentes. ¿Negociar? ¿Con quien exactamente? Los bloqueados mentales de siempre diran que la culpa es de Netanyahu y la Derecha Israeli. ¿Hasta cuando viviran en otro planeta? ¿Cuantos israelies tienen que morir para que se entienda que la paz se hace entre dos partes y que no significa amor y “imashin’ ol de pipol“, sino ausencia de agresion? Vale la pena agregar algo acerca de la desproporcion de Tzahal: el ejercito mejor preparado en Medio Oriente en una operacion impecable ajusticia a 11 terroristas y con la baja lamentable de 3 escudos humanos. ¿Alguien duda que si Tzahal quisiera liquidar la Franja de Gaza lo haria en 5 minutos?

Nuestras condolencias para los familiares de las victimas del terrorismo, una vez mas. Aunque sea un gramo de justicia: “Tenemos un principio: cuando son atacados ciudadanos israelíes, reaccionamos inmediatamente y con fuerza…aquellos que dieron la orden ya están muertos” Biniamin Netanyahu

Obviamente Abbas nos ilumina diciendo que la culpa es…obviamente, de Israel. ““Israel has been witnessing real unrest and weekly demonstrations calling for social justice,” he was quoted as saying. “These protests could have grown had it not been for the escalation, which diverted attention from the events. Since then, the demonstrations have stopped.

Con respecto a esto ultimo hace falta una aclaracion: hace semanas manifestantes realizan marchas para mostrar su descontento con respecto al alto precio de los alquileres, viviendas y alimentos (si bien el objetivo de organizadores y muchos de ellos es debilitar al gobierno (Im Tirtzu demostro algo de esto)). Las manifestaciones fueron una excusa mas para demonizar a Israel en diversos medios de comunicacion, como El Pais y Telesur. Hace falta decir que los manifestantes no piden nada en concreto y son menos de los que se sostiene. Aun asi las fallas a las que hacen referencia son reales en ciertos aspectos. Pero mas alla de refutar la labor del gobierno en su profundizacion de las reformas liberales, consolida el hecho de que Israel debe continuar promoviendo su economia hacia mas libertad. Concretamente los israelies pagan un 75% mas de impuestos sobre las propiedades que el promedio de los paises de la OECD (lo que obviamente aumenta precios). A eso debemos sumarle que de acuerdo a un reporte del Banco Mundial Israel esta en el puesto 121 del ranking de eficiencia en obtener permisos de construccion (recordemos por ej el gesto de paz del gobierno en “congelar la construccion en Judea y Samaria por meses” y demas regulaciones al respecto que obviamente no fue jamas tomado en cuenta) y 147 en la eficiencia en la entrega de derechos de propiedad luego de la compra de una propiedad. A su vez la Comision Israeli de Alimentos regula las importaciones de alimentos, a la vez que determina la produccion de productos basicos como la leche. Es obvio que una vez mas lo que fallo no es la libertad de mercado sino las regulaciones y la planificacion central. Si los manifestantes desean que bajen los precios tanto de alquileres y propiedades como de alimentos, deben exigir una mayor profundizacion y consolidacion de la libertad economica, de la cual Bibi es el principal exponente (ya lo hablamos en otro post). Exigir por ejemplo mas de lo mismo solo empeorara la situacion. Y precios maximos en los alquileres generara (con la escasez caracteristica de los precios maximos) desincentivo en la inversion de propiedades, a la vez que menores propiedades y mayores precios en el futuro. Este gobierno es, sin duda, el unico que puede modificar la situacion. La clave es mayor libertad. Por mas que Abbas, Telesur, El Pais y quien sea digan lo contrario, Israel debe continuar el camino de libertad que lo convirtio en lo que es y si sus vecinos desean construir lo propio en lugar de destruir lo ajeno deberian hacerse sionistas, copiando el unico modelo de progreso que han visto en milenios. Y con respecto a los manifestantes, muchos de ellos de izquierda, ademas de los argumentos esgrimidos mas arriba es importante recalcar que si existe una escasez de viviendas es precisamente por la negativa de sus representantes en la Knesset de aceptar las propuestas de privatizacion de tierras de Netanyahu, la presion para congelar la construccion en Judea y Samaria, etc. Cuando son sus propuestas las que fallan una y otra vez, nada mejor que encontrar un chivo expiatorio. Aunque no lo digan ni a veces lo noten, estas manifestaciones demuestras que Netanyahu tenia razon: la libertad es la clave, no los impuestos ni la planificacion central.

Am Israel Jai!

Anuncios

10 comentarios

  1. Excelente zionist. No puedo estar más de acuerdo en todo lo que decís. Y agrego dos cosas sobre las propuestas: primero, que fueron pacíficas, a diferencia de lo que se vio en muchos países europeos; lo que demuestra el respeto que tienen los ciudadanos israelies por el bien público. Segundo, no podemos dejar de mencionar que las propuestas estallaron porque los israelies se sienten relativamente seguros y, consecuentemente, se pueden “dar el lujo” de pensar en otros temas que tambien afectan su modo de vida. Estas manifestaciones nunca podrían haber estallado entre el 2005 y el 2008, cuando el Hamas enviaba cientos de cohetes sin que haya una respuesta militar israelí capaz de frenarlo. Esto indica que en materia de seguridad la opinion pública israelí está alineada con las palabras de Netanyahu y es practicamente unánime, y es por eso que los zurdos extraterrestres tengan levantar la bandera de la “justicia social” para derrocar al gobierno de Bibi (sin darse cuenta que con sus propuestas promueven precios más altos y más desempleo, pero eso es otro tema). Aprendieron que con el discurso de la ocupación, asentamientos o derramando lágrimas para los palestinos no llegan a ninguna parte. Y los medios occidentales judeofóbicos los siguen como siempre.
    En otras palabras, no nos dejemos engañar. A pesar de los problemas éconómicos que hay (y que podrían atacarse con políticas que incentiven el libre mercado, en lugar de restringirlo), Israel está mejor que nunca, le pese a quien le pese. Lo único que nos debe preocupar, amargar y activar es Irán. Y, al respecto, quiero confesarlos algo: no veo la hora de que las IAF ataquen las instalaciones nucleares y militares iraníes y manden a todos los ayatollahs al infierno, o al cielo con sus respectivas vírgenes. Ellos piden el martirio, démoselo de una vez…

  2. Muy buenos los 2 comenatrios. Es increible como todo encaja en su sitio cuando lo pensas asi.

    • Gracias David! Cuando uno defiende la libertad, ser consistente es sencillo: mira a quien tenes de enemigo. No quiere decir que estas sean palabras finales (nada es Tora min hashamaim, salvo la Tora 😉 ) ya que el conocimiento consiste en corroboraciones provisorias sujetas a futuras refutaciones, al mejor estilo Popperiano. Pero eso no quiere decir que los argumentos que intentan refutar nuestras razones lo consigan. No lo hacen. Y son todas formas de decir lo mismo. Como dijo Marx (y lo cito a proposito) en base a Hegel: “La historia se repite dos veces, primero como tragedia y luego como farsa”. Es hora de que nuestros enemigos reconozcan que son los “malos” y la izquierda que la ideologia ya se le termino.
      Saludos!

  3. Estoy de acuerdo con todo menos en la necesidad de vincular las protestas por justicia social con los últimos atentados. De hecho, los organizadores en Israel suspendieron las manifestaciones por respeto a las víctimas del terrorismo. Además, no todos los que reclaman mayor justicia social y cambios concretos en salud son zurdos que quieren derribar a Bibi. En las protestas habían también “colonos” protestando por lo cara que está la vivienda en Judea y Samaria. Hubieron discusiones entre la gente pero todo bien. Conozco betarim más patriotas que nosotros que estuvieron en las carpas. Hubo religiosos de Jerusalem que apenas llegan a fin de mes, derechistas que no quieren saber nada con un estado palestino, pero están hartos de los bajos salarios y la salud limitada. Todavía no entiendo qué les enoja tanto de las protestas sociales en Israel, aunque entiendo que llevan el liberalismo en el ADN. Digo yo… ¿no se supone que en un país libre, democrático y civilizado cualquier ciudadano tiene derecho a reclamar lo que se le antoje, siempre y cuando sea pacíficamente y no infrinja la ley en ningún momento? (después si lo que reclama es coherente y si se otorga o no, es otra historia). Visto esto y que fueron 300.000 (un 4% de la población en la calle!) y no una banda de izquierdistas que quieren bajar a Bibi (una mina llamó a voltearlo y los organizadores la bajaron del escenario), visto que en Israel todo es muy político pero aunque les cueste entenderlo hay otros asuntos políticos que no son los territorios, visto todo esto… aflojen muchachos! Las manifestaciones por justicia social no tienen nada que ver ni socavan la posición de Israel frente a Abbas, Hamás y el enano islamofascista de Irán. Con respecto a que toda solución mágica se consigue con mayor libertad de mercado, me parece un poco simplista y poco realista. En economía nunca hay recentas o medidas SIEMPRE malas ni SIEMPRE buenas, ustedes lo deberían saber más que yo. Hay problemas sociales más complejos, aunque como bien dicen, Israel está en líneas generales bastante bien, especialmente en cuestiones económicas.

    Algo que me encantó de todo lo que ustedes dijeron es “aprendieron que con el discurso de la ocupación, asentamientos o derramando lágrimas para los palestinos no llegan a ninguna parte”… totalmente de acuerdo! hay un consenso general en la sociedad israelí de que ya no se puede negociar con nuestros enemigos y los que no reconocen nuestra existencia o nuestro derecho a un Estado judío, incluyendo el liderazgo de la ANP. Por eso a una minoría de izquierdistas transnochados y marginados, no les queda otra mas que recurrir a algo que sí mueve a gran parte de la sociedad israelí (el precio de las viviendas entre otros) para politizar un discurso repudiado por esa misma sociedad, para dirigirlo en contra de Netanyahu por cuestiones relacionadas al conflicto. Pero no se preocupen que no tendrán éxito. Los israelíes podrán ser cualquier cosa menos boludos, saben muy bien lo que quieren y lo que redunda en su beneficio. Me parece brillante las cosas que salen de sus cabezas, es un honor tenerlos como colegas en El Rejunte.

  4. Jabotito, mencione las protestas sociales solo por el hecho de que Abbas afirmo que para mitigarlas el gobierno de Bibi “invento” la ultima escalada de violencia. Era relevante aclarar el asunto a fin de refutar esa afirmacion. Me parecio interesante aclarar de paso que era lo que estaba ocurriendo. Afirme que “las fallas a las que hacen referencia son reales en ciertos aspectos.” y nunca dije que todos los manifestantes eran de la extrema izquierda que quieren derrocar al gobierno. Dije que algunos organizadores si lo son. Ademas que las manifestaciones tienen numeros que varian de 70000 a 300000 no me lo invente yo, es segun la fuente que cites. No me enojan las protestas sociales, precisamente celebro que en Israel exista la libertad de expresarse independientemente del punto de vista. Aun asi eso no implica que acuerde con las exigencias y el analisis de la situacion que hacen los manifestantes. Concretamente con respecto al analisis economico, la situacion actual esta generada por las deficiencias en la planificacion central del gobierno. Lo divido en dos: 1-Las viviendas son caras porque se cobran impuestos un 75% mayores que el promedio de los paises de la OECD, lo que aumenta los precios de viviendas y alquileres, a la vez que desincentiva la construccion y genera que los inversores se vuelquen casi exclusivamente en viviendas de lujo debido a la gran tasa de rentabilidad sobre la inversion que obtienen en ellas, en lugar de invertir en propiedades para la clase media y baja, por ejemplo, que de acuerdo a las regulaciones imperantes no presentan dicha tasa de rentabilidad. A esto hay que sumarle que las regulaciones en obtener permisos de construccion (que el Banco Mundial pone en el ranking n°121) desincentiva aun mas la inversion en viviendas debido al despilfarro de recursos en los tramites burocraticos. Y para finalizar el mismo Banco Mundial rankea a israel en el puesto n° 147 para entregar derechos de propiedad luego de la adquisicion de una vivienda. Todo esto genera un desincentivo gigante en la inversion de propiedades inmuebles. A eso sumale la propuesta de Netanyahu de privatizar tierras del KKL a cambio de tierras en el desierto del Neguev, para destinarlas a la inversion privada de viviendas (no se acepto con la excusa de “querer vender el pais”) y el congelamiento en la construccion en Judea y Samaria (como “gesto de paz”) entre otras cuestiones. En resumen, la brutal restriccion de la oferta por parte del estado llevo a esta situacion, donde solo se invierte en viviendas de lujo y los alquileres y precios son altisimos por falta de competitividad. El objetivo de los manifestantes (algunos) es generar precios maximos en alquileres, es decir precios artificialmente bajos. Esto generará una escasez de vivienda ya que todo aquel que demande vivienda tomara enseguida la oferta restante, dejando a una gran parte que hoy en dia no tiene vivienda o alquiler sin ella. Y lo mas importante, generara una escasez en el futuro ya que debido a la baja expectativa de retorno de la inversion por alquileres artificialmente bajos no se invertira. Y por tanto habra precios mas altos y menos viviendas en el futuro. 2-Con respecto a los alimentos la situacion es peor. La Comision Nacional de Alimentos de Israel determina cuanto se producira de productos basicos como la leche y sus respectivos precios (lo que genera una produccion fuera de las señales de precio del mercado, que son las que muestran sobrantes o faltantes e incentivan el ingreso de nuevos competidores cuando hay precios altos, y desincentivan cuando hay precios bajos). Por ejemplo en Israel el mercado del queso cottage esta controlado por 3 empresas que han aumentado sus precios un 45% desde 2006. Esto no ocurre porque son competitivas, sino precisamente porque tienen un mercado cautivo fruto de barreras de entrada al mercado y impuestos a la importaciones (tarifas) de entre 150-200% (por ej para productos como la leche y la manteca). Esto hace que los israelies deban elegir si o si productos de empresas que facturan precios arbitrarios, mientras que podrian consumir productos extranjeros a precios mas bajos (y eso no necesariamente sacaria a las empresas israelies del negocio, solo las obligaria a bajar precio y aumentar calidad). Hoy en dia las empresas de queso, por ejemplo, actuan en conjunto para determinar politicas de produccion y precios arbitrarias, aseguradas por el mercado cautivo exento de competencia extranjera. Lo mismo ocurre con muchos otros alimentos basicos. Basicamente las barreras de entrada y los impuestos altos generaron esta situacion. Nuevamente si se regulara la produccion de queso y se baja el precio artificialmente sin bajar impuestos a la importacion ni abrir el mercado, entonces los israelies no obtendran los productos de calidad y precio que podrian recibir en un mercado libre.
    Como ves no hay un sesgo de parte mia, por el contrario este es el diagnostico que sale a la luz de la intervencion del estado en la economia. Y lo menciono ya que pretendo demostrar que mas intervencion causara mas daño y el gobierno de bibi es precisamente el unico que puede evitar problemas similares en el futuro, desregulando y bajando impuestos. Celebro que la gente se manifieste frente a situaciones que definitivamente no deberian ser asi, pero reconocer problemas implica tambien no equivocar las soluciones. Ante este diagnostico solucionar un problema con mas de lo mismo solo empeorara la situacion. Lo explique con el asunto de los precios maximos. Por eso el enfoque que le di al comentario es ese, que los israelies se manifiesten le da la razon a la faccion del gobierno (Likud) que es la que pide mayor libertad economica, independientemente que equivoquen el diagnostico y las soluciones. Conozco gente tambien de derecha e izquierda que participaron de las manifestaciones, con muy diversas opiniones en cuanto a las soluciones. Lo que noto es que vos intepretas automaticamente que una postura liberal consistente necesariamente esta errada. No es asi. Si demuestro concluyentemente que el problema lo generó y sostiene el estado, es logico que lo exponga. Yo soy liberal, y eso implica que propongo propuestas liberales. En economia precisamente al tratar fenomenos complejos no siempre puede saberse las relaciones de causalidad, lo que no implica que las “recetas” no sean correctas siempre y cuando se implementen. Esto es asi porque los liberales consideramos que si millones de personas a traves de acuerdos contractuales libres y voluntarios no pueden solucionar un problema (evidentemente este no es el caso porque esa situacion de libertad no existe) tampoco lo haran 4 tipos en una oficina de planificacion. Es ridiculo. Por eso la diferencia entre la Escuela Austriaca de Economia (a la que suscribo) y las demas es que la primera es humilde al respecto y su pilar es el orden espontaneo, la subjetividad del valor y el conocimiento disperso. Los burocratas no pueden conocer toda la informacion economica porque su magnitud es fenomenal, y por tanto si actuan concentran ignorancia y arruinan todo. El caso israeli es un ejemplo mas (en los mercados inmobiliarios y de alimentos). El fondo de la cuestion es que vos tenes un mal concepto del liberalismo, lamentablemente. Pero eso no quiere decir que quienes sostenemos puntos de vista liberales estemos equivocados. Lo mismo se aplica a salarios y salud, como a cualquier sector del mercado. Mas libertad asegura mayor prosperidad (podria extenderme sobre esto pero no es el ambito de este comentario). Creo que el analisis de la situacion economica israeli a este respecto es correcto.
    En lo demas, de acuerdo. Saludos!

  5. Zionist, realmente magistral el comentario, y creo que el título está muy bien escogido, “lección”, puesto que su contenido verdaderamente es una lección.
    No puedo más que aplaudir y sumarme a los halagos ya expresados en anteriores comentarios, por la claridad exhibida, y sobre todo, por ser una claridad en medio de irracionalidades y estupideces que he leído de otros autores en otros medios acerca del tema en cuestión.
    Solo por citar un ejemplo, nada más ni nada menos que Shlomo Avineri, sugirió en un artículo algo como que el actual gobierno no sirve porque es capitalista, y que eso no es sionismo real; que el verdadero sionismo es el socialista, y más. En definitiva, una mezcla conceptual de historia, nacionalismo y economía encaminada a lo absurdo.
    Por supuesto que estoy a favor de que se pueda protestar pacíficamente sin violar derechos de terceros y respetando la no agresión, pero como bien se dijo, estar a favor de que se pueda protestar no necesariamente implica estar a favor de las soluciones propuestas en las protestas. Personalmente, creo que muchas personas en la sociedad israelí, y esto lo reflejan intelectuales de izquierda y algunos de los que protestan, se han quedado estancados en el pasado, siguen anhelando posturas de la izquierda originaria en Israel, y se niegan a ver los avances y progresos que ha traído al país el liberalismo. Una de las causas de esto puede ser que se hayan criado y malacostumbrado al Estado interventor, al Estado regulador, propuesto por la izquierda en los primeros treinta años de gobierno en Israel. Les resulta imposible despegarse de la concepción paternalista del Estado diciendo que hay que hacer y que no hay que hacer, donde invertir y donde no invertir. Y como todos los burócratas reguladores y planificadores, eligen en base a arbitrariedades: Si los religiosos reciben subsidios, ponen el grito en el cielo porque éstos no deberían recibirlos; pero si viene un Menajem Beguin y les quita subsidios a los kibbutzim, eso es imperdonable.
    Me sumo ampliamente a las propuestas de liberalización de la economía, coincido en que de los políticos con “chapa” en Israel Netanyahu es quien debe seguir implementando el libre mercado, y espero que Israel suba lugares en los rankings citados abandonando las posiciones vergonzosas en las que se encuentra.
    Si hay un acierto enorme de la Escuela Austríaca, antidictatorial y respetuoso de los acuerdos voluntarios, es el del orden espontáneo. Ya tenemos que parar de pensar que alguien iluminado en una oficina en la capital del país tiene derecho a manejarnos la vida. Cuando haya una marcha en Israel reclamando a favor del libre mercado, ahí si voy a estar a favor del contenido de la propuesta en las marchas: cuando los israelíes se cansen de las restricciones a su propiedad, y soliciten cambios tendientes a eliminarlas, no a ampliarlas.

  6. Muy buen articulo.
    El problema de Israel es el sistema de coalicion de gobierno. No se si Netanyahu es tan liberal, pero se que de no tener que satisfacer a otros con el fin de que formen parte de su coalicion y su gobierno no caiga, debe directamente convertirse en un socialista. Sus ideas semi-liberales nunca las va a poder poner en practica con este sistema y vamos a seguir sufriendo el socialismo “moderado” de hoy.
    El reclamo de los manifestantes es justo, pero prefiero la situacion actual a las “soluciones” que ellos proponen.

  7. Leandro, gracias por tu opinion! Estoy de acuerdo, pero asi funciona una Sociedad Abierta al estilo Popperiano. Coincido en que los derechos individuales no deben estar sujetos a voto y la unica votacion legitima (y para eso es la democracia), es acerca de su implementacion. Evidentemente la intervencion del estado en la economia es un ataque directo a la propiedad privada, sin duda. Sea como sea Israel ha realizado un cambio fenomenal, de ser un exportador de pomelos a una superpotencia en HighTech. George Gilder, gran promotor de la supply-side economics y autor de “The Israel Test”, fue muy claro en este ariculo http://www.city-journal.org/2009/19_3_jewish-capitalism.html, donde entre otras cosas dice: “…They assigned close to a third of the economy to the ownership of Histadrut, a socialist workers’ organization prone to threatening nationwide strikes. Under Histadrut pressure, they instituted minimum wages that stifled employment and propelled inflation. Then they imposed more controls on wages, prices, and rents, making everything scarce. In a general enthusiasm for public ownership of the means of production and finance, the government through the 1990s owned four major banks, 200 corporations, and much of the land. Israel’s taxes rose to a confiscatory 56 percent of total earnings, close to the highest in the world, stifling even those private initiatives that managed to pass through the country’s sieves of socialism. Erecting barriers of bureaucracy, sentiment, and culture, Israeli leaders balked the entrepreneurs and inventors who gathered there, creating a country inhospitable to Jewish genius….
    An Israeli supply-sider, Netanyahu faced the adamant opposition of Histadrut and its allies in the Knesset. To overcome the hostility to finance capitalism that had long hobbled the Israeli economy, Netanyahu enlisted vital help from President George W. Bush and his treasury secretary, John Snow. Netanyahu sought a sovereign loan guarantee that would give Israeli bonds the full faith and credit of the United States Treasury, so that despite intifadas and other perils, Israel could issue bonds on the same terms as the world’s leading economy. Not wanting the U.S. to appear a patsy, Snow refused to do the deal without a significant quid pro quo, stipulating that Netanyahu secure from the Knesset a series of major financial reforms. First, Histadrut, which dominates the pension system in Israel, had to give up its direct line to the Israeli treasury, which had guaranteed it an inflation-adjusted 6 percent annual yield. This special arrangement would be phased out over a period of 20 years. Starting immediately with the first 5 percent of its holdings, Histadrut would need to begin finding other ways to invest its $300 million per month of cash flow. Somehow a financial industry would have to arise in Israel to handle this huge trove of funds. A second briar-patch reform demanded by Snow was the immediate privatization of Israel’s state-owned industries, reducing the government’s stake in these companies from an average of 60 percent ownership to minority ownerships of about 20 percent. Among the privatized ventures were oil refineries, nearly all the banks, the Bezeq telephone monopoly, and the national airline, El Al. The third key reform was the emancipation of the financial-services industry, complete with legalization of investment banks, international private equity funds, and performance fees for hedge funds. Eliminated were double taxes not merely on investments in Israel but also on international investment activities by Israelis. The Netanyahu-Snow agenda went into effect on January 1, 2005. In under 25 years—starting from those first modest tax reforms of the mid-1980s—Israel has accomplished the most overwhelming transformation in the history of economics, from a nondescript laggard in the industrial world to a luminous first. Today, on a per-capita basis, Israel far leads the world in research and technological creativity. Between 1991 and 2000, even before the big reform of 2005, Israel’s annual venture-capital outlays, nearly all private, rose nearly 60-fold, from $58 million to $3.3 billion; companies launched by Israeli venture funds rose from 100 to 800; and Israel’s information-technology revenues rose from $1.6 billion to $12.5 billion. By 1999, Israel ranked second only to the United States in invested private-equity capital as a share of GDP. And it led the world in the share of its growth attributable to high-tech ventures: 70 percent…Today, Israel’s tech supremacy is even greater. A 2008 survey of the world’s venture capitalists by Deloitte & Touche showed that in six key fields—telecom, microchips, software, biopharmaceuticals, medical devices, and clean energy—Israel ranked second only to the United States in technological innovation. Germany, ten times larger, roughly tied Israel. In 2008, Israel produced 483 venture-backed companies with just over $2 billion invested; Germany produces approximately 100 venture-backed companies annually. The rankings registered absolute performance, but adjusted for its population, Israel comes in far ahead of all other countries, including the United States.”. No hay duda que Bibi es liberal, el problema son los otros que estan en la Knesset (igualmente dentro del Likud Feiglin y su faccion son mucho mas liberales en el sentido economico). Lamentablemente los cambios deben ser graduales, de la misma forma que los cambios hacia el estatismo son graduales. Pero debido a que un cambio hacia la libertad va en concordancia y no contradiccion con la realidad, los resultados se ven mas rapido, moviendo el proceso rapidamente. Me encantaria que cierren el Banco Central de una sola vez, pero eso no es posible. Fuerza con el Nuevo Movimiento Liberal! George Gilder sobre “The Israel Test” http://www.youtube.com/watch?v=DVjvkVNuM5A

  8. Muy bueno. Cuando vengas para Israel, estas invitado a unirte a alguna reunion o actividad que hagamos.
    Saludos.

  9. Jabotito me he saltiado de leer todo el debate, pero quiero decirte que si,todos los que quedan hoy en dia manifestando en las carpitas son zurdos que quedaron desenmascarados. Es cierto al principio Im Tirzu era parte, tambien Moetzet Yehuda y Shomron, rapidito se fueron, cuando se dieron cuenta que lo manejaban, zurditos de Tel-Aviv. Que verguenza!!! Gente de Tel-Aviv pidiendo mas!! en lugar de que esos Tel-Avivim se solidarizen con Yehuda y Shomron con la periferia de Israel, en donde si hay mucho por desarroyar.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: