¿Quo Vadis, Argentina?

Gustavo Perednik nos da un analisis brillante al respecto en el JPost .

Anuncios

Una respuesta

  1. ¿Quo Vadis? se va al carajo!

    Excelente análisis. Está bueno que Perednik “se internacionalice”. Evidentemente el odio antiamericano es algo que al peronismo le cuesta mucho extirpar (y la hostilidad histórica que sufrió el peronismo por parte de Washington está totalmente justificada por el apoyo argentino al Tercer Reich, en completo contraste con las actitudes antifascistas de países latinoamericanos como Brasil)… y eso genera muchos problemas, entre ellos una “comprensión” criminal del terrorismo iraní que asesinó ciudadanos argentinos. De hecho, el odio antiamericano y el apoyo a los enemigos de Israel es muchísimo más fuerte entre los medios y la sociedad civil que apoya al gobierno, antes que los propios funcionarios kirchneristas, quienes “por debajo de la mesa” mantienen una relación con EE UU mucho más fluida de lo que muchos piensan.

    Como dice Gustavo, romper relaciones con Irán y denunciarlo en todos los foros internacionales no es un favor a Obama (como sí puede ser disminuir lazos con Chavez), debería ser un favor a la propia República Argentina. También estoy de acuerdo con sus críticas a la DAIA.

    En lo único que discrepo es la payasada de Pepe Eliaschev. Se comprobó que su denuncia por un presunto acuerdo entre Irán y Argentina para suspender la investigación por los atentados es totalmente falsa. Resultó ser otra manipulación para utilizar la causa AMIA en política interna, lo que comprueba que a la gran mayoría de la sociedad argentina la masacre de 1994 le CHUPA UN HUEVO (si le importara, el amigo de Rabbani, Luis D’Elía, estaría preso o muerto), a diferencia de otras tragedias como la dictadura o Cromañón. Después de todo – a pesar de los José Ber Gelbard, Adrián Suar, Lalo Schifrin, Jorge Guinzburg, Héctor Timerman, Daniel Filmus, Daniel Barenboim, Tato Bores, Andy Kusnetzoff, Jorge Telerman, Marcos Aguinis, Jaime Yankelevich, José Alperovich, Marcelo Birmajer, Martín Caparrós, Carlos Heller, Martín Jaite, Andrés Oppenheimer, José Pekerman, Alejandro Lerner, Cecilia Roth, Gerardo Sofovich, Pepe Soriano, Juan Pablo Sorín, Bernardo Verbitsky y tantos otros judíos notables que hicieron grande a la Argentina de diferentes maneras – cuando se trata de la AMIA parece que “solo murieron judíos y algunos inocentes”…

    Argentina es el país donde crecí, nací y vivo. Me alegro que le vaya bien, con este gobierno o el que sea. Pero honestamente, desde el corazón, tengo que admitir que este país no merece el apoyo de Estados Unidos ni de nadie. Este gobierno podrá tener excelentes medidas sociales y económicas al interior de la sociedad, pero en política exterior sigue siendo la misma mierda. Y no creo que cambie demasiado con los partidos de la oposición. Tampoco podemos dar lecciones al mundo de paz, tolerancia y lucha contra la discriminación. Un desastre.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: