Respuesta de los familiares de las víctimas de la AMIA

Tras las gravísimas declaraciones
Carta Abierta al Presidente de Ecuador Rafael Correa
NJ/ – Familiares de las víctimas del atentado terrorista contra la AMIA escribieron una carta abierta dirigida al presidente ecuatoriano, Rafael Correa. Lea la carta completa
 
familiares de victimas

Sr. Rafael Correa,

Como Familiares de Victimas del Atentado a la AMIA hemos recibido con profunda indignación sus declaraciones efectuadas al canal C5N vinculadas con el Atentado terrorista perpetrado contra la sede de la AMIA – DAIA.

Al leerlas nos invadió una profunda sensación de repugnancia por el fenomenal nivel de hipocresía que surge de dichas declaraciones.

Establecer un nivel de comparación según la cantidad de muertos que dejan los atentados terroristas y decir, entre líneas, que ese no es un verdadero peligro y que el verdadero peligro esta en otro lado, es ofensivo e insultante para los muertos en los Atentados sufridos por nuestro país, sus familiares y el pueblo Argentino.

Sr. Correa, los terroristas son ASESINOS independientemente de la cantidad de personas que matan y hieren, del lugar en que ejecutan sus acciones y de las motivaciones ideológicas o religiosas que tengan para matar. SOLO SON ASESINOS.

Sus palabras dan a entender que para Ud. hay un terrorismo bueno y un terrorismo malo.

Para que Ud. entienda, si puede o si su postura ideológica se lo permite, queremos que Ud. razone ¿cual seria su opinión si los Atentados terroristas se hubiesen producido en Ecuador en lugar de la Argentina? ¿También los compararía según sus resultados o diría que el verdadero peligro esta en otro lado?

También queremos decirle que Ud puede asumir ideologías antiimperialistas, como se desprende de sus palabras, pero para implementarlas no hace falta hermanarse con el fundamentalismo o el terrorismo, hay otros métodos mas creativos para aplicarlas.

Por otra parte, estamos convencidos que a Ud. también lo atacó el síndrome del poder, ya que de sus insultantes manifestaciones se desprende claramente que Ud. está convencido que puede hacer o decir cualquier cosa sin que ello tenga consecuencia alguna.

De sus palabras ofensivas hacia la Argentina, hacia los muertos en los Atentados y sus familiares surge claramente lo que Ud. mismo dijo ayer hablando de otro tema, cuando habló de “serias deficiencias éticas y morales”.

Sr. Correa, estamos convencidos que Ud. tuvo serias deficiencias éticas y morales cuando habló de los Atentados terroristas, y también presumimos que Ud debe saber el significado de las palabras ética y moral.

Si es así, esperamos que Ud. se disculpe por esas manifestaciones ofensivas e insultantes.

También nos ponemos a su disposición para explicarle lo que significa para un familiar de una victima de un atentado terrorista, la ausencia de un padre, de un esposo o hermano o de un hijo.

Cuando el título de esta carta abierta habla que la misma esta también dirigida a muchos mas, estamos haciendo referencia a nuestro gobierno y a la clase política de nuestro país.

Frente al exabrupto del Presidente Correa nuestro gobierno, los demás poderes públicos y la mayoría de la clase política argentina han mantenido un absoluto silencio.

Los familiares de las Victimas nos sentimos muy solos. Necesitamos que todos ellos se manifiesten repudiando las palabras del Presidente de Ecuador. No somos solo nosotros los que debemos manifestar el repudio frente al insulto que representan esas palabras.

Aun están a tiempo de manifestarse. La dignidad de nuestro país necesita que lo hagan. Callarse es consentir.

Luis Czyzewski

DNI 4.431.381

Sofia Guterman

DNI 3.965.064

Ana Maria Blugerman

DNI 4.865.638

Mario Averbuch

DNI 4.545.782

Rosa M. de Barreiros

DNI 14.284.685

Dora Band

DNI 6.068.855

Fernando Losz

DNI 10.023.133

Mónica Kleiman

DNI 13.565.998

En la carta hay un solo error. La clase política argentina sí se expresó. Casi toda la oposición manifestó su enérgica condena a la declaración de Correa. En todo caso, fueron el gobierno y sus afines los que callaron, especialmente la Presidenta que no le dijo ni mu a su contraparte ecuatoriano durante la reunión que tuvieron luego de la entrevista. Tampoco escuché el rechazo de ningún kirchnerista, ni uno solo. Las cosas por su nombre. Vamos a señalar el problema donde verdaderamente existe.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: