¿Argentina también colabora militarmente con Irán?

Centro Wiesenthal exige claridad en plan de misil argentino-venezolano

Escrito por Ricardo Flesler
Proyecto GradicomProyecto Gradicom

El Centro Simon Wiesenthal formuló un llamamiento a los presidentes de los 34 bloques que integran la Cámara de Diputados del Congreso para que convoquen al ministro argentino de Planificación, Julio De Vido, y a las autoridades de Fabricaciones Militares, y que investiguen acerca de una cooperación argentino-venezolana para el desarrollo del misil Gradicom.

El artículo referido indica que a partir del año 2009 la compañía estatal argentina Fabricaciones Militares (FM) reflotó un proyecto misilístico cancelado en 1990 – «Cóndor II» -, e interesó para su desarrollo a la Compañía Anónima Venezolana de Industrias Militares (CAVIM) – recientemente sancionada por el Gobierno estadounidense debido a sus vínculos con Irán.

La fuente indicó que, en 2012, FM y CAVIM firmaron el acuerdo para desarrollar este proyecto de manera conjunta.

«Venezuela e Irán trabajan juntos en este campo desde hace mucho tiempo. En diciembre de 2010, nuestro Centro denunció la construcción de plataformas para misiles Shahab 3, con un alcance de más de 2.000 km, en la costa venezolana, y bajo control directo de Irán, según publicó el periódico alemán ‘Die Welt’. Una cooperación de Argentina con Venezuela en el desarrollo de misiles resulta, inevitablemente, beneficiosa para Irán.

«Esperamos que el Congreso argentino considere esta conexión con Caracas en su próximo debate acerca del acuerdo entre Buenos Aires y Teherán en relación con el ataque contra la AMIA, perpetrado por Irán», manifestó el Dr. Shimón Samuels, Director de Relaciones Internacionales del Centro Wiesenthal.

«Hemos escrito a los presidentes de los 34 bloques que integran la Cámara de Diputados, instándolos a que convoquen al ministro de Planificación y a los responsables de Fabricaciones Militares para que informen con absoluta claridad acerca del llamado ‘programa Gradicom’ en el contexto de la discusión sobre el ‘Memorándum de Entendimiento’ entre Argentina e Irán vinculado con el ataque terrorista contra la AMIA», agregó Sergio Widder, Director para América Latina.

«Hace dos años, el Gobierno argentino negó las acusaciones acerca de que hubiera iniciado una negociación con Irán. Ahora que la negociación es un hecho, desmienten los informes acerca de una cooperación militar con CAVIM que sólo puede beneficiar a Irán, en violación a sanciones internacionales. La cuestión no es ya el apaciguamiento al terrorismo internacional sino una amenaza a la paz mundial», agregaron los directivos del Centro.

El Centro Simon Wiesenthal es una organización judía internacional de derechos humanos con más de 400.000 miembros en todo el mundo. Tiene status de ONG ante la ONU, la UNESCO, la OEA, la OSCE, el Consejo de Europa y el Parlamento Latinoamericano.

Lo único que faltaba… Ahora se está poniendo mucho más turbia la cuestión.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: